Comienza septiembre y vamos recuperando rutinas. Vuelta al trabajo, vuelta al cole…

A todos nos gusta disfrutar del verano, pero la realidad es que solemos descuidar nuestros hábitos de rutina y el cuidado del suelo pélvico no es una excepción.

Repasa estas recomendaciones para una buena salud pélvica y cuantos “ SI” señalas:

  • Evitar el sobrepeso y la obesidad ¿has engordado este verano? SI / NO
  • Realizar ejercicios de suelo pélvico y core abdominal. ¿has abandonado tus rutinas de ejercicio? SI / NO
  • Evitar estreñimiento. ¿has sufrido periodos de estreñimiento con esfuerzo al hacer de vientre? Si / NO
  • En personas con problemas de Incontinencia de urgencia o vejiga hiperactiva. ¿ has descuidado el ritmo de ir al baño a orinar?  Si / NO

Recuerda que nuestro cuerpo es muy exigente y en cuanto dejamos de cuidarle comienza a “quejarse”. Así que igual que planificamos un nuevo curso, hay que planificar la vuelta al cuidado de nuestra salud pélvica.

Aquí te dejamos una serie de consejos que pueden servirte de ayuda:

  1. Atrévete a pesarte. La báscula no engaña. Si has cogido unos kilitos ella te lo va a decir. Si has engordado planifica tu alimentación sin dietas milagros, para con calma, poder volver a tu peso habitual.

TIP: Si acabas de volver de vacaciones espera unos días a retomar horarios y rutinas y pésate entonces, a veces si has cogido poco peso, solo la vuelta a la rutina te puede hace volver a tu peso habitual.

2. Retoma tus ejercicios de suelo pélvico. Si ya tenias rutinas establecidas antes del verano de hacer ejercicio de suelo pélvico ¡¡vuelve a ellas ya!!

TIP: Para empezar puedes programarte hacer los ejercicios de Kegel 3 veces al día, asociándolo al desayuno, la comida y la cena como truco para restablecer una rutina.

3. Vuelve a practicar tu deporte habitual: pilates, yoga, gym. Planifica cuando vas a volver a tus clases o al gimnasio. Si tienes la opción de volver en Septiembre ¿para que esperar? Tu cuerpo te lo agradecerá.

4. Vigila tu ritmo intestinal. Si con las vacaciones estas más estreñido/a aumenta la ingesta de agua, consumo de verduras, fruta y fibra para tener el estreñimiento bajo control.

TIP: recuerda nuestros post previos sobre la relación del estreñimiento con la salud pélvica.

Otros problemas que pueden aparecer con más frecuencia en verano como infecciones de orina o vaginales pueden deteriorar o empeorar tu salud pélvica. Si ha sido tu caso consulta siempre con tu médico.

María García Bascones.

Medicina Física y Rehabilitación.